Benicalap se pinta de Verde

El barrio valenciano de Benicalap se pinta de verde. La Unión Europea lucha por la rehabilitación de espacios verdes en las ciudades, para crear una red de pulmones del medio ambiente. Es por ello que, ha concedido una ayuda de 3,8 millones de euros al Ayuntamiento de Valencia, para que rehabilite el entorno verde en el Casino del Americano y l´Alquería de la Torre, dos grandes exponentes de la ciudad del Túria que se encuentran en el barrio de Benicalap.

Esta dotación pertenece al programa GrowGree -Cultiva en verde- que lucha por desarrollar cuatro acciones fundamentales para lograr una conciencia más verde, como es la rehabilitación de jardines históricos en ciudades, creación de bosques sostenibles, donde primen las especies autóctonas, creación de corredores verde-azul que unan estos espacios con las ciudades, y medidas para ayudar a la eficiencia energética.

Este proyecto está previsto que empiece a mitad de marzo, y, tenbarrio valenciano benicalap ayuda europeadrá una duración aproximada de cinco años, además, se unirá al desarrollo de la ampliación del parque de Benicalap, al que se le han añadido las características demandadas por este programa europeo, para que también lo cubra. Además, para la recuperación de estos espacios verdes se ha propuesto crear ecosistemas verticales, a modo de ensayo, y, en caso de que funcionen poder ampliar al resto de la ciudad, además de la construcción de pérgolas y diferentes grupos arbolados para dar sombra a todos los que quieran utilizar este proyecto para pasear.

También se están estudiando formas para mejorar los planos originales, situando a este parque entre los más sostenibles de España, por eso, se está investigando como crear un drenaje que resulte sostenible, para este bosque urbano, y que, se pueda aplicar después al resto de parques de la ciudad. Igualmente, se quiere potenciar este espacio para hacer deporte, por lo que se estudia como crear una ruta peatonal, en la que se dé una mayor importancia a las zonas históricas, como la Acequia de Tormos, y sobre todo, que este conectada con la ciudad para que sea más accesible.

Una de las medidas más aplaudidas, es la tomada por la concejalía de Pobles de València i Agricultura, que, quiere aprovechar su localización geográfica, situada al lado de los pueblos de la huerta valenciana, para crear una especie de “cesta de comida solidaria” que recogerá los productos que se consiguen en los campos cercanos y que reúnen las características para ser considerados ecológicos, y que, estará gestionado por una asociación de personas con discapacidad.

Este proyecto ya está coordinado por el centro valenciano de innovación Las Naves, que, junto con el Ayuntamiento, La Universidad Politécnica de València y empresas tecnológicas con sede valenciana han creado un consorcio para poner en práctica todas las medidas aprobadas.

Benicalap y estos pueblos han sido algunas de las zonas de metropolitanas de Valencia más castigadas por los efectos de la crisis, y, desde el consistorio municipal confían que estas medidas ayuden a la recuperación económica y social del barrio.

Aunque, Valencia no está sola en este proyecto, ya que, seis ciudades más que se encuentran en todos los puntos del mundo, desarrollaran a la vez proyectos para potenciar la recuperación y creación de espacios verdes, además habrá tres ciudades que serán las encargadas de vigilar y hacer un seguimiento de los avances que se vayan dando.

Deja tú comentario

Tu email no será publicado. Los campos marcados con * son obligatorios

Comentario *